dimecres, 5 de desembre de 2012

PROBLEMAS DEL CENTRO VISTOS POR LOS ALUMNOS

LOS BAÑOS DEL INSTITUTO

Desde que estoy en el instituto de Turís siempre ha habido un conflicto muy grave por los baños, entre los alumnos y la directiva del centro, ya que un grupo de alumnos, minoritario, se dedica a dañarlos, ensuciándolos, tirando bocadillos, papeles y, en algunos casos, echando piedras del patio dentro del retrete. Ellos saben que lo que hacen está mal, pero les divierte que sean noticia y ser perseguidos por los profesores. En fin...

Por desgracia, los que salen perjudicados de esta situación no son los causantes, son los demás, pues, por su culpa, se están tomando medidas drásticas y no sería de extrañar que se acaben cerrando los baños a todo el alumnado. No es lo justo, pero se deberá hacer si los casos no mejoran. Una vez que fui al baño, de tan sucio que estaba me tuve que esperar llegar a casa para hacer mis necesidades. Estas cosas no pueden ocurrir en un instituto del siglo XXI.

Reluciente suelo del IES

LA CALEFACCIÓN

Desde que estamos en el IES siempre ha habido problemas con la calefacción. El primer año no funcionaba en muchas clases y mientras que en unas estabas bien, en otras pasabas frío. En el segundo año tardaron mucho en encender la calefacción y estábamos “helados” en las clases e incluso algunos profesores se tenían que traer unas estufas portátiles, pero aún así, en las clases en las que no había teníamos mucho frío. Al final las encendieron pero cuando el invierno casi se acababa.
Este año también ha habido problemas con la calefacción, pero de forma diferente porque funciona en todas las clases pero la han encendido muy pronto. Hay días que hace mucho calor y los radiadores están encendidos a mucha temperatura y tenemos que abrir las ventanas porque el calor en las clases es agobiante. Al abrir las ventanas se está malgastando energía, calor de los radiadores y se está perdiendo mucho dinero.
Tendrían que bajar la temperatura de los radiadores hasta que haga más frío y la enciendan a más temperatura, porque ahora, a primera hora y a segunda se está bien, pero después del patio y para estar en noviembre-diciembre, hace bastante calor y al final se vuelven a recurrir a abrir las ventanas, para evitar el calor asfixiante.

CAMBIAR LOS MÉTODOS DE CASTIGO

Cuando llegué al nuevo instituto esperaba que las cosas cambiaran, que el alumnado aprendiera a apreciar el nuevo IES, pero todo sigue igual.
Me refiero especialmente a la cafetería ya que es donde veo más problema. En mi opinión, debería cambiar el método de castigo con el asunto de la limpieza. ¿Cuándo vamos a aprender que los métodos actuales no dan resultado? La gente sigue haciendo guerras de papel de plata y, lo peor, es que participan alumnos tanto de primero de la ESO como de Bachillerato.
El problema es más grave porque, cuando llueve, no hay sitio aparte de la cafetería donde puedes resguardarte y allí no cabemos todos. Porque el porche claramente no sirve: sus goteras mojan más que la lluvia. Habría que, o bien preparar algunas aulas para estos usos o habilitar otros espacios cubiertos.
La culpa de muchos problemas del centro es del alumnado y eso no lo duda nadie. Pero hay que admitir que los métodos para cambiar esta situación tampoco están siendo de gran ayuda.

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada